Domingo, 19 de agosto de 2007
El muerto que denunci? a su asesino.

Cap?tulo I

Imagen

Cuando el Inspector Mu?oz reconoci? el cuerpo de aqu?l hombre, enseguida aventur? que su asesino hab?a sido una mujer. El rostro estaba ara?ado de forma que s?lo una mujer pod?a hacerlo. Tres grandes surcos sanguinolentos en cada una de las mejillas denotaban unas u?as afiladas. En la nuca ten?a clavado un estilete que a?n ol?a a perfume de Cristian Dior, a pesar de la sangre que resbalaba por su mango.
Faltaba el informe forense y empezar a buscar motivos, y posibles sospechosas.
- Recoja en las bolsas todos los pelos que hay en el suelo y el estilete que lo quite el forense.
- O. K. Inspector- contesta el sol?cito Labordeta, oficial de confianza de Mu?oz.
- Busquemos en el apartamento se?ales de qui?n o qui?nes lo han habitado ?ltimamente.

El apartamento 508 del bloque C de aquella Urbanizaci?n era de alquiler. El conserje de d?a hab?a avisado a la polic?a de M?laga, cuando not? que nadie contestaba a su llamada por el tel?fono a las nueve y quince.
- Es que el Sr. Morant?n, me dijo que le llamara a las nueve en punto, porque ten?a que acudir a una reuni?n de negocios muy importante. Llam? tres veces y a las nueve y cuarto me decid? a subir.
- ?C?mo encontr? la puerta?
- Cerrada, al llamar y no contestar nadie, abr? con la llave maestra. Cuando vi el cuerpo sobre la alfombra del sal?n, llam? de inmediato a la polic?a, sin tocar nada- el conserje, un hombre de unos cincuenta a?os, llamado N?stor, parec?a querer ayudar todo lo que pudiera al Inspector.
- ?Desde cuando ten?a alquilado el apartamento?
- Desde ayer; lleg? por la ma?ana y dej? sus datos en recepci?n. Ya sabe, somos muy discretos, pero no admitimos chusma. Esta persona parec?a un serio hombre de negocios. Es la primera vez que le ve?a.
- ?Subi? alguna mujer o vino a visitarle alguien?
- No, no. Ayer por la ma?ana, no. Pero por la noche mi compa?ero, que sale a las ocho treinta podr? decirle algo sobre esto. Pero no estamos siempre en la puerta y como se dan llaves de la entrada y no s?lo del apartamento, es posible que entre y salga alguien que no vemos. ?Eso s?, con llave, porque se la d? o la deje el inquilino!

El conserje de noche tampoco hab?a visto a nadie, ni siquiera al Sr. Morant?n. El galimat?as empezaba a complicarse. Hab?a habido forcejeo. El hombre aparentaba unos sesenta a?os. No aparec?an carn?s ni cartera alguna. Pero en recepci?n ten?an una fotocopia del DNI a nombre de Luis Morant?n Sede?o domiciliado en Marbella, en calle Sebasti?n Elcano, 12-3?D. En esa direcci?n no hab?a nadie desde hac?a varios meses, seg?n manifestaron los vecinos. El Sr Morant?n hab?a vivido s?lo, durante unos dos a?os.
El Inspector Mu?oz, pidi? autorizaci?n judicial para peinar el piso.
Nada de particular. El polvo se extend?a por todos los muebles y apenas hab?a signos personales, como notas o libros. Ese hombre empezaba a ser un ser enigm?tico. Se contact? con la propietaria del inmueble, que result? ser la conocida Carmina Flores, que se dedicaba a los negocios de alquiler y s?lo pudo decir, que se le segu?a pagando el arrendamiento religiosamente, aunque ya sab?a que al menos hac?a tres meses no viv?a nadie en ?l.
- ?No tiene datos de a qu? se dedicaba el Sr Morant?n?
- Me mencion? los negocios de muebles, y que por eso viajaba mucho a Valencia, Murcia y Madrid, sobre todo. Era un intermediario, pero aqu? en Marbella nadie le conoc?a como tal. Era viudo y nunca dijo nada de hijos.
- ?Vaya! Tendremos que recurrir a Hacienda, para saber sobre sus negocios.

Y as? se zanj? la conversaci?n con Carmina.

La informaci?n del m?dico forense en resumen fue:
?El var?n hab?a mantenido relaciones sexuales hac?a poco, porque restos de semen en sus calzoncillos eran recientes y de ?l. La muerte le sobrevino por certera `puntilla` en cerebelo que fue mortal de forma fulminante. El mango no ten?a huellas, por lo que la persona que lo utiliz? se puso guantes. Pero, si restos de una colonia fina femenina.
La muerte habr?a acaecido entre las doce de la noche del lunes y las dos de la madrugada del martes. Hab?a cenado calamares y ensalada, preparados en alg?n restaurante de la zona y bebido vino Barbadillo blanco.
Los ara?azos de la cara hab?an sido producidos por unas afiladas u?as, pero no era posible encontrar restos de ADN extra?os.
Hab?a sido operado tres veces, una de pr?stata, que ya no ten?a y otras dos de retirada de cuerpos extra?os en el hombro izquierdo y en el muslo derecho, posiblemente de balas.?

Publicado por interazul @ 20:24  | Misterio
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios