Mi?rcoles, 16 de agosto de 2006
Imagen

Foto: Drogadictos rehabilitados

ATRAPADO



Estaba en la esquina donde había quedado con mi “camello”. Ya tardaba y el caso es que la policía me seguía de cerca, porque había robado tres supermercados de extrarradio en los dos últimos días y había asaltado o cuatro viejas incautas que se confían en andar después de la compra solitas a casa.
Matar no había matado a nadie, porque me asusta la sangre, pero a dos de las viejitas las hice rodar por el suelo porque se resistieron a darme el parné. Y como se resista alguna más no sé si pararé en tirarlas y rematarlas.

Necesitaba seiscientos euros para poder pagar los gramos necesarios de coca para todos estos días de ajetreo por el trabajo excesivo a que me sometía mi padre con el montaje y desmontaje del carrusel de feria. ¡Estoy más que harto!

Repasé lo que había juntado y eran seiscientos cuarenta euros. ¡me quedaba para invitar a la Lupi a una juerguecita con pastillas al final de la feria de agosto esta.
Al fin el amigo Feliporte aparecía en su auto de gran cilindrada. ¡ya podía el condenado, con lo que se saca con tontos como yo!

-Venga “la pasta”, son seiscientos diez y toma el paquete.
¿Para qué regatear? Le doy lo que pide o me borra de su lista.

Ya en la barraca, como era el día previo a la inauguración y no había apenas nadie me meto tres rayitas de nada. Con la primera nada, con la segunda poco y con la tercera: ¿Qué tiene esto? Me mareo y me caigo. No pude comprobar si va adulterada. ¡malditas prisas!¡esto tiene talco y creo que gasolina!¡Papá, papá, que me muero!

Siento convulsiones y el corazón parece que se me a salir del pecho. Mi padre me coge y me mete en el coche grande y oigo como al poco me dicen:
- Estás listo, tu corazón no pudo con esa mierda que te inhalaste.
- ¿No pueden hacer algo por mi hijo?¡Se muere, el chico se muere!

Y el chico, es decir yo, ya no siento nada, ni me duele nada ¡la droga me ha matado!


Publicado por quijote_1971 @ 16:48  | Costumbres
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios