Mi?rcoles, 05 de abril de 2006
Muerte al atardecer(Capitulo IV)

Imagen

-¡Ventura, vaya por detrás por si escapan por las ventanas!-grita Morris.
Al abrir la puerta de los servicios, ve en el suelo a Brown con un tiro en el pecho, mortal sin duda, y cómo salta un individuo por la ventana. Dispara de forma que le hiere en un brazo y al otro lado Ventura le grita.
-¡Deténgase o le acribillo!- mientras le apunta con su magnun.
El individuo cae al suelo, porque tropieza con el contenedor de basura y allí el sargento le esposa rápidamente.
-¡Idéntifiquese, acaba de asesinar a un hombre!- le increpa el Inspector Morris.
Le cachea y encuentra su cartera donde ve el nombre de un conocido matón de la ciudad. Se trata de Marlow, un asesino a las órdenes de los mafiosos de la droga.
- Lo que nos faltaba, los de las drogas por medio- dice el sargento.
- Esto me huele mal. Vamos al hospital con él y le interrogamos de inmediato.
Las ambulancias y los coches patrulla inundan el lugar y en la que transporta a Marlon entra Ventura, mientras Morris explica al Comisario que no tuvo más remedio que utilizar el arma, sino se escapa el criminal.
- Hay que intentar atraparles sin disparar-le recrimina el comisario.
- Y si te matan al intentarlo mejor, ¿no?- responde-así salimos como los salvadores de los ciudadanos.
El criminal canta que ha sido contratado para que pagara el tal Brown, porque se estaba quedando con varios paquetes de heroína sin contrapartida. Y lo portentoso es que esa droga entra en una zodiac que él cree que es del yate de un tal Flanagan.
-¿Conoces a esta señorita?- le dice enseñándole la foto de Clara Lemos.
- Si ,si es ella. La que traía la zodiac casi todos los viernes- suelta el cantarín asesino.
-¿Cuándo la vistes por última vez?- ya algo resuelto Richard a resolver el caso, pues había sido asesinada el viernes pasado.
- Este viernes en el Explendor y Brown salió con ella a recoger la mercancía. Luego volvió solo y no sé nada más-contesta un poco azorado el interrogado-¡déjeme, me duele mucho el brazo!
-¿Me tomas por idiota? ¿Quieres endosar la muerta al que has asesinado?- el inspector sabe que esta gente actúa así. Un muerto se cargan encima, pero ya dos y de una mujer indefensa se lo tratan de quitar de encima.
- Yo la ví viva. Esta mañana me avisaron para lo de Brown, que había sido advertido diez veces y tuve que dispararle porque él no sólo no quería pagar sino que me quiso matar a mi.
De pronto Morris recordó que se habían oído dos disparos y los técnicos estaban buscando el segundo y otra pistola diferente de la que llevaba Marlon.
- Bien si recuerdas algo más avisa al policía de custodia y él me llamará a mi.
- ¡Me duele el brazo mucho!-le contesta.
- Y si me estás mintiendo, te va a doler la cabeza mucho más.
La clave era ahora Leroy, seguro que había mentido. Tenía que intimidarle con el arresto o no se iban a aclarar las cosas Y además detener a Flanagan, por lo pronto como traficante. Nada más llamar para ello a comisaría para que se agenciaran las órdenes de detención, el móvil le suena otra vez.
- Soy el abogado de su mujer-¡maldito!, piensa Richard- que se aviene a razones o tendremos que cursar orden de embargo.
- ¡Maldito abogaducho! Te voy yo a cursar orden de invalidez como sigas por ese camino, dile a mi santa esposa que no me divorcio. ¡Qué o se va como vino conmigo, es decir sin nada o no hay divorcio!- y cuelga.
Ya en Comisaría, comienza el interrogatorio de Leroy:
- Me has mentido, Brown metía droga para venderla en la trasera del local y es posible que tú seas su cómplice.
- No, no, eso no. Sólo que me dijo que era de vida o muerte el que dijera que la señorita vino con otro. Y yo le hice el favor.
- ¿Entonces entró sola en el Explendor?-pregunta Morris.
- Si como todos los viernes antes de cenar. Viene pronto y sale con Brown para regresar al rato. A veces viene con Flanagan y otras con Starky que es el piloto de Clif.
- Si ya lo sé Y me huelo que los de narcotráfico tienen trabajo aquí. Tú ¿sabes algo de la heroína?
- Bueno supe que en algo turbio estaba metido Brown, porque estaba recaudando mucho dinero que no era del restaurante.
En ese momento el sargento Ventura le interrumpe.
-Inspector, han encontrado la lona en el río, parece que se utilizaba como una especie de doble fondo en la zodiac para tapar la droga. Ya está detenido Flanagan y ha pedido un abogado con urgencia.
- ¿Por qué matarían a Clara Lemos, también les ocultaría las ganancias totales?...
Continuará:…


Publicado por interazul @ 21:03
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios